Ley de la atracción

Hace un tiempo que se habla mucho de la ley de la atracción, pero mucha gente tiene una idea errónea de cómo funciona y de lo que es.

Muchas personas se quedan con el mensaje de que si tú deseas algo con mucha fuerza, piensas en ello todos los días y realmente lo quieres, eso aparecerá en tu vida como por arte de magia.

Bien, esto no funciona exactamente así. La magia existe, pero la creas tú.

Un ejemplo

Voy a utilizar un ejemplo que me explicaron y que me gusta mucho, porque creo que refleja el pensamiento que mucha gente tiene sobre este tema.

Un hombre vivía en la calle y se pasaba el día rezando a Dios para que le enviara comida y tuviera alimento para no morir. Él creía fervientemente que Dios le ayudaría. Un día se le acercó un hombre y le ofreció a invitarlo a comer. El hombre que vivía en la calle rechazó la oferta porque él el estaba convencido de que Dios le ayudaría y le enviaría lo que necesitaba. Dias más tarde se le acercó una mujer y le ofreció dinero para comprar comida. El hombre lo rechazó de nuevo con los mismos motivos y siguió rezando y pidiéndole a Dios.

A los días, este hombre murió. Cuando fue al cielo, preguntó a Dios por qué no le había enviado la ayuda que él necesitaba, ante lo que Dios le contestó: sí que te la envié. ¿No viste al hombre que te mandé para que te invitara a comer? ¿Y a la mujer que fue a ti a ofrecerte dinero para comida?

El hombre estaba tan absorto en pensar que la solución le caería del cielo que no fue capaz de ver las opciones que tenía delante.

¿Qué es la ley de la atracción?

Según podemos encontrar en la Wikipedia:

La ley de la atracción es la creencia de que los pensamientos (conscientes o inconscientes) influyen sobre las vidas de las personas, argumentando que son unidades energéticas que devolverán a la persona una onda similar.

Puedes leer el artículo completo clicando aquí.

Hay personas que dan el primer paso de transformar su mente para pensar en positivo, pero se quedan ahí. No profundizan más allá. Creen que sólo con pensarlo y desearlo con todas sus fuerzas un día aparecerá la persona que desean en su vida o les tocará la lotería.

La ley de la atracción no funciona así. La ley de la atracción pone en tu camino lo que necesitas para conseguir tus metas, te presenta oportunidades, pone a tu alcance la vía para conseguir tus deseos, pero no los materializa.

En sí, no es más que una técnica más sobre cómo conseguir tus metas, puedes llamarle ley de la atracción, Dios, la fuerza del universo, creer en ti mismo… Cada cual tiene su creencia y todas ellas son válidas siempre que le des el enfoque correcto.

Sólo tú puedes materializar lo que quieras conseguir. Tus metas, tus sueños, tus deseos. Pero tienes que esforzarte, no va a caer del cielo.

¿Cómo funciona la ley de la atracción?

La ley de la atracción es un cambio en tu interior. Es ese cambio en ti que te permite dejar de decir “no me pasa nada bueno”, “no quiero este trabajo”, “no encuentro pareja”, en resumen, hay que borrar la negatividad.

Cuando empiezas a pensar positivo, das órdenes a tu inconsciente, “me pasarán cosas buenas”, “tendré un trabajo mejor”, “encontraré pareja”.

Al cambiar tu enfoque, empiezan abrirse puertas a tu alrededor. Eres capaz de ver las oportunidades y aprovecharlas. Juegas las bazas que vienen a tu favor.

La mayoría de las veces, las oportunidades no llueven del cielo, sino que son consecuencia de acciones previas que tú has llevado a cabo. Cuando mueves ficha, provocas movimientos a tu alrededor y en consecuencia, generas cambios y pones en marcha la rueda que genera nuevas oportunidades constantemente.

Si te ha gustado, ¡compártelo con los botones que encontrarás aquí abajo!

Opt In Image
¿Te ha gustado?

Suscríbete totalmente gratis a la newsletter y recibe todas las novedades y contenidos exclusivos.

Además, podrás descargar GRATIS el e-book y comenzar a crear la vida que quieres, sólo tienes que rellenar el formulario.

No nos gusta el spam. Podrás darte de baja cuando lo prefieras.